Canadá pisa el acelerador en la negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte y presiona por igual a sus dos socios: México y Estados Unidos.

El primer ministro lanzó este miércoles un mensaje directo al Gobierno mexicano para la actualización del mayor acuerdo comercial del planeta: la brecha salarial entre los tres países, que llega a ser de hasta seis veces en el caso del sector manufacturero.

También te puede interesar:  Banco de México prevé horizonte complejo para la inflación

«Si podemos elevar los estándares laborales en México, hay un menor incentivo para que las empresas se muevan allí por los salarios extremadamente bajos», dijo.

Si eso ocurre, continuó Trudeau, «las compañías que están allí con salarios más altos crearán una [mayor] base de consumidores de productos canadienses y estadounidenses, y un mayor crecimiento económico [en México]».

El mensaje está claramente alineado con los sindicatos canadienses y estadounidenses, que llevan meses insistiendo en la necesidad de que el nuevo tratado incluya una equiparación de sueldos en toda la región. También con las voces que en México abogan por una subida de salarios como vía para alcanzar una mayor justicia social a la par que se fortalece el mercado interno.

También te puede interesar:  El dólar casi en los 20 pesos

Con información de El País

Comentarios