Acerca de 

Asesor de Arte, Coleccionista, y Director de la Galerí­a 'Oscar Román". Para él, los cimientos de una galerí­a, que nunca deben prescindir de los aspectos comerciales, están anclados en el amor al arte, es decir, antes que un negocio, la profesión de galerista es realmente una pasión.

El gran escultor mexicano,  José Sacal, nunca deja de experimentar y trabajar incansable en su taller. Poco a poco comienza a realizar esculturas más complejas, esto le entusiasma y decide trabajar de lleno en esta expresión del arte. Comienza con la plastilina y termina con el barro, material que hasta el momento ha sido el “receptor transformable de sus sentimientos”. Sacal comienza figurativo y experimenta con el contorsionismo del cuerpo humano, gradualmente y con constancia domina la técnica y comienza, tal vez sin darse cuenta, a inventar un lenguaje, un estilo, cosa que sólo se puede lograr a base de trabajo. Su arte se basa en la esencia del ser, ya que llega desde lo más profundo de sus sentimientos expresados a través de los personajes que crea. Sus criaturas que nos cuentan una historia, nos hablan de sus raíces, de su entorno y sus sentimientos: la familia, el amor, la soledad y la desesperación.

También te puede interesar:  ¡No podrás creer que son de papel! Increíbles juguetes de Origami de un japonés

Cada obra posee sus particularidades, algunas son un tanto futuristas que hacen recordar al artista Buccioni; otras están cargadas de sensualidad y erotismo, románticas, cómicas y armoniosas, pero algunas irreverentes y provocativas. Impacta su obra con matices surrealistas y también sorprendentes son sus coqueteos con lo abstracto. Así son las esculturas que produce el Maestro, que al terminarlas parecen vivas y que hablan en el inconsciente, “agradecidas por darles la posibilidad de existir perennes en el bronce milenario”.

También te puede interesar:  El maestro Goya en el Museo Nacional de San Carlos

La serie Globos, la cual se presenta en la muestra Sacal’s Balloons en la Galería Oscar Román, nació espontáneamente cuando el Maestro Sacal vive el proceso de un padecimiento cardiaco entre el 2012 y el 2013. El artista comenta: “Sentía que me desinflaba, me faltaba el aire, presión interna, de ahí comencé a expresar mis sentimientos y el resultado fueron los globos.” Cada obra será interpretada por los espectadores según su percepción, esa es la intención de Sacal, que cada quien se proyecte y tenga y una respuesta emocional ante sus obras.

José Sacal nació en Cuernavaca, Morelos, en 1944 y su primer acercamiento al arte fue en el

Instituto de Bellas Artes del Estado de Morelos. Igualmente tomó cursos en El Instituto de las Artes “La Esmeralda” y en los talleres de los maestros Arthur Khronhnengold y Enrique Altamirano. Sin duda la obra del Maestro ha sido y sigue siendo aplaudida, causando polémica y expectación en sus más de 40 exposiciones individuales y otras tantas decenas de colectivas dentro de su país y fuera de él. Su reconocida calidad lo ha llevado a colocar obra pública monumental en diferentes zonas de México y el mundo. Sacal es sin duda uno de los más destacados representantes del arte escultórico contemporáneo. Digno mexicano que tiene ya un espacio infinito en la historia del arte nacional e internacional.

También te puede interesar:  Chucho Reyes

La muestra estará abierta al público a partir del martes 23 de mayo en la Galería Oscar Romá.

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here