El arquitecto Alejandro Pizano Ponce de León, hijo del fallecido Jorge Enrique Pizano, testigo clave en el escándalo de sobornos de la constructora brasileña Odebrecht en Colombia, murió hace dos días envenenado con cianuro.

“Según los resultados de la necropsia del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, la causa del deceso fue envenenamiento por ingesta de cianuro’”, dijo la vicefiscal, María Paulina Riveros.

Acto criminal

La funcionaria aseguró que la entidad abrió un expediente criminal para esclarecer el hecho.

Según la pesquisa, la víctima encontró el cianuro en una botella de agua saborizada en el escritorio que su padre tenía en su casa. Los investigadores recibieron la bebida para realizar los análisis correspondientes.

También te puede interesar:  Profeco halla software ilegal para que gasolineras despachen menos combustible

“A raíz de los hechos anteriores la Fiscalía General también ha iniciado una investigación penal para determinar las causas por las cuales se encontraba esa sustancia en la casa del padre de la víctima”, agregó Riveros.

Por su partición en caso Odebrecht

El deceso de Pizano Ponce de León ocurrió tras haber regresado del funeral de su padre, quien hizo importantes revelaciones por el caso de Odebrecht.

También te puede interesar:  EE.UU. acusa al gobierno de Maduro de financiar la caravana de migrantes

Jorge Enrique Pizano dejó una entrevista grababa, emitida anoche por Noticias Uno, en la que revela que el fiscal general de Colombia, Néstor Humberto Martínez, conocía desde 2013 la trama de corrupción orquestada por Odebrecht en Colombia.

“Yo le informé a Martínez que había unos contratos irregulares en la concesionaria”, afirmó Pizano.

Los sobornos que pagó Odebrecht en Colombia para garantizar la entrega de contratos en la Ruta del Sol II ascendieron a 84.000 millones de pesos , confirmó en julio del año pasado la Fiscalía.

Con información de EFE

Comentarios