Syringe with antibiotics on a medical table

El Ministerio de Salud de Países Bajos suspendió temporalmente el uso de la vacuna AstraZeneca contra la COVID-19 en menores de 60 años tras la muerte de una mujer que se había vacunado. Así, se han suprimido cerca de 10,000 citas programadas para la vacunación.

Por su parte, AstraZeneca dijo que estaba trabajando con las autoridades neerlandesas para resolver cualquier duda que tengan: «Las autoridades del Reino Unido, la Unión Europea y la Organización Mundial de la Salud han llegado a la conclusión de que los beneficios del uso de nuestra vacuna para proteger a las personas de este virus mortal superan significativamente los riesgos en todos los grupos de edad de los adultos».

La agencia neerlandesa Lareb, que hace un seguimiento de los efectos secundarios de los medicamentos, dijo que había recibido cinco informes de trombosis extensiva con recuentos bajos de plaquetas después de la vacunación, incluida una mujer que murió. «Se trata de mujeres de entre 25 y 65 años. Tres pacientes tuvieron embolias pulmonares extensas. Una falleció y otra tuvo además una hemorragia cerebral», dijo.

Con información de Reuters

Comentarios
+ posts
También te puede interesar:  Adiós a las teorías conspiratorias: Hitler murió en Berlín en 1945