El secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño, dijo que no se prestará al diálogo convocado por la disidencia magisterial para debatir la Reforma Educativa, pues sólo se pretende  montar un «show político» y no tiene el interés superior de la educación.

En conferencia de prensa, al término de su visita a la escuela primaria «Modelo», en la colonia Anáhuac, el funcionario se mostró «abierto al diálogo» sobre la base de aceptar la reforma educativa, y no con el objetivo de evadirla y violar la ley.

Ayer domingo, la dirigencia de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) lo acusó de «cerrazón» al no presentarse a las afueras del Auditorio Nacional donde había sido convocado desde el pasado 27 de noviembre para participar en un «diálogo público» sobre la reforma y el modelo educativo.

También te puede interesar:  Facultad de Filosofía de la UNAM se une al paro nacional

«El diálogo no puede ser para ver cómo no cumplimos, no puede ser para ver cómo violamos la ley, buscando únicamente un show político. Es un tema serio. Sí a un diálogo, pero sobre la base de aceptar la reforma. Yo no voy a aceptar diálogo que tiene objetivos políticos, es más ni a contestar», dijo.

También te puede interesar:  Javier Duarte apela vinculación a proceso

Con la información de; La Jornada

Comentarios
+ posts

Expertos en comunicación y estrategia, especializados en la evaluación, desarrollo y supervisión de la imagen pública.

¿Ya nos conoces?