Luego de 36 horas de un arresto administrativo por provocar un incendio en Tepoztlán, Morelos, una mujer fue liberada. La grabación de un video haciendo malabares con fuego para sus redes sociales habría provocado las llamas que consumieron 60 hectáreas de selva y bosque en la comunidad de Santo Domingo Ocotitlán.

Los reporte apuntan que vecinos del ‘pueblo mágico’ capturaron y entregaron a Jennifer a las autoridades a la señalada; sin embargo, ninguno de los testigos de los hechos quiso presentar la denuncia ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

Fue llevada a las instalaciones de Profepa en Cuernavaca, donde argumentaron que no la podían recibir por la contingencia sanitaria provocada por la pandemia de Covid-19.

También te puede interesar:  ¡Awww! Perrito cuida la bicicleta de su amo, y cuando llega se suben y se van juntos

De acuerdo con testigos, el fuego con el que jugaba la joven, el fin de semana pasado, alcanzó unos árboles y desató el incendió que fue controlado tres días después. “Como a las 8 de la mañana hubo unos gritos de auxilio y era una chica que había estado practicando con fuego, ¿cómo se llama esto? malabares, no sé cómo se llama”, dijo uno de los vecinos.

También te puede interesar:  Denuncia ante Amnistía Internacional por desabasto de medicinas

Algunos videos fueron subidos a internet, por lo que pobladores identificaron a la mujer, a quien localizaron y llevaron al ayuntamiento municipal.

“Desde este martes y hasta el término operacional de este día participaron un total de 505 combatientes y técnicos especialistas en el manejo del fuego de la Secretaría de Desarrollo Sustentable, Coordinación Estatal de Protección Civil Morelos, Comisión Nacional Forestal, Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas, Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Secretaría de la Defensa Nacional, Guardia Nacional y Comisión Estatal de Seguridad, así como brigadas rurales, voluntarios, Protección Civil y Protección Ambiental del Ayuntamiento de Tepoztlán”, informó el Mando Unificado.

En el combate al fuego se usó un helicóptero MI-17 de la Guardia Nacional habilitado con un helibade que realizó 27 descargas con un total de 49 mil 500 litros de agua en los puntos de calor ubicados principalmente en la zona de riscos, donde el acceso a pie era complicado.

Con información de Aristegui Noticias

Comentarios