El mercado húmedo de Wuhan, en China, donde se registró el paciente cero del brote de COVID-19 continúa abierto al público y comercializando animales sin medidas sanitarias, pese a la fuerte teoría que apunta a que ese había sedo el lugar de origen, de acuerdo con una investigación de la organización Igualdad Animal México.

Con la colaboración de activistas locales, la organización documentó la operación insalubre en el establecimiento de Wuhan, y en las provincias de Guangzhou, Dongguan, Guilin, Nanning y Liuzhou. Así, Igualdad Animal México difundió grabaciones que dan muestra de las actividades que se realizan y sus condiciones.

«Resulta realmente preocupante ver las condiciones en las que se transportan y comercializan animales en estos lugares, pero las matanzas son peor aún. Los animales son elegidos por los compradores y, estando completamente conscientes, son cruelmente destazados sin ningún control de sanidad. Sencillamente, la situación no ha mejorado», alertó Dulce Ramírez, directora de Igualdad Animal México.

También te puede interesar:  Futbolista turco confiesa asesinato de su hijo, con síntomas de coronavirus

Con información de Excélsior

Comentarios