El presidente de Rusia, Vladimir Putin, se ha presentado en el pasado sentado orgulloso y con el pecho desnudo sobre un caballo, pero el viernes admitió haber sufrido una caída.

El líder de 68 años, que lleva más de dos décadas en el poder como presidente o primer ministro de Rusia, ha cultivado cuidadosamente durante años una imagen de «macho alfa» con fotografías en las que se lo ve zambulléndose en aguas heladas, venciendo a sus oponentes en el tatami de judo, liberando tigres en la naturaleza o nadando estilo mariposa en un río.

También te puede interesar:  Rusia acusa a EU por "allanar" consulado en San Francisco

«Una vez me estaban filmando, estaba entrenando, y sucedió que el caballo se detuvo frente a una barrera y di un salto mortal, literalmente un salto mortal», dijo Putin según lo citó el viernes la agencia de noticias TASS.

El mandatario no precisó cuándo se produjo el incidente, pero comentó que cayó «bastante cómodamente» y le dijo a un cámara que estaba filmando que guardara las imágenes.

«Fue la primera vez que escuché esta respuesta de él: Lo borraré inmediatamente», dijo Putin.

El Kremlin rara vez habla de la salud o los percances de Putin.

También te puede interesar:  Rusia y Turquía mienten caso de avión derribado: científicos

El líder ruso tuvo supuestamente problemas de espalda en 2012, algo que el presidente bielorruso, Alexander Lukashenko, dijo entonces que era consecuencia de un combate de judo. El Kremlin declinó hacer comentarios.

Información de Reuters

Comentarios
+ posts