Este martes, Keith Raniere, líder de la secta sexual NXVIM, fue sentenciado a 120 años de prisión, en la Corte del Distrito Este de Brooklyn, Nueva York.

Desde hace un año Raniere fue encontrado culpable de tráfico sexual de menores, pornografía infantil, secuestro de identidad, lavado de dinero y esclavitud sexual, derivado de las actividades ejecutadas a mujeres miembros de la subsecta secreta Dominus Obsequious Sororium o DOS.

También te puede interesar:  Rembrandt y Picasso buscan revivir subastas tras cuarentena

Durante su juicio fueron mencionado nombres de influyentes familias mexicanas como Emiliano Salinas, hijo del expresidente Carlos Salinas de Gortari; y de Rosa Laura Junco, hija de Alejandro Junco de la Vega, dueño del diario Reforma. Sin embargo, ninguno de los dos fue imputado judicialmente.

También te puede interesar:  Hiperinflación en Venezuela: Maduro aumenta 300% el salario mínimo
Comentarios