La extradición del “Chapo” se convirtió en un proceso de negociación con la justicia de Estados Unidos, quienes ofrecen no ejecutar al narcotraficante en caso de ser juzgado en el país del norte.

Para garantizarlo, la PGR presentará una “nota diplomática” para hacer valer la legislación mexicana, informó el director general de Procedimientos Internacionales de la Procuraduría General de la República, José Manuel Merino.

El funcionario dijo que el tratado de extradición entre México y Estados Unidos prevé excepciones para el traslado de un reo, como la posibilidad de que se le aplique la pena de muerte a un acusado de nacionalidad mexicana, la cual está prohibida por el artículo 22 de la Carta Magna, ya que se le considera una pena inhumana que afecta los derechos humanos.

También te puede interesar:  Manlio Fabio Beltrones renuncia al PRI

El gobierno mexicano se apegará a la ley para garantizar que no se ejecute al procesado.

Con información de El Universal  

Comentarios
+ posts