Para no fallar y quitárselo de una vez por todas este papá prefirió ahorrarse el dentista y le jaló el diente a su pequeño, pero decidió hacerlo atando el diente a la defensa del coche y acelerando a toda velocidad.

También te puede interesar:  Este niño se tira el clavado más divertido que verás en vacaciones. ¡Qué risa!

Como ya te has de imaginar, hay críticas a favor y en contra del padre de este chamaco.
¿Se te hizo extremo o se te hizo de lo «más normal»?

También te puede interesar:  El curioso caso del pueblo polaco donde no ha nacido un solo niño en la última década

 

Comentarios