La silla que usó la autora británica J.K. Rowling para escribir los dos primeros libros de la saga de Harry Potter fue subastada este miércoles en Nueva York por 394 mil dólares.

La modesta silla de roble de 1930 era parte de un set de cuatro que la escritora regaló cuando era una madre soltera con pocos recursos viviendo en Endimburgo. En ella, la autora dibujó la frase: «Escribí Harry Potter sentada en esta silla».

También te puede interesar:  Inflación trepa a 5,9%, máximo en ocho años

Rowling donó la silla en 2002 a beneficio de una asociación de lucha contra la violencia contra los niños. En 2009, la silla se vendió en otra subasta por 29 mil 117 dólares, un precio 14 veces menor al alcanzado en el remate actual.

También te puede interesar:  Revista "¡HOLA!" en medio del huracán por portada de Yalitza Aparicio

«Mi parte nostálgica está un poco triste de verla ir, pero mi espalda no«, escribió en él Rowling.

Con información de La Jornada

Comentarios