Las enfermedades coronarias como los paros cardíacos o los infartos, de acuerdo con las y los expertos, proceden del daño causado al corazón, que se ver forzado a un esfuerzo mayor para que la sangre se impulse adecuadamente a través de arterias y venas obstruidas.

Así, si una persona registra niveles altos de colesterol en la sangre, se pone en riesgo de sufrir una de estas enfermedades. Para conocer tus probabilidades de sufrir un paro cardíaco en los próximos 10 años, con base en tu nivel de colesterol, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) cuenta con una herramienta basada en el Estudio del Corazón de Framingham para personas mayores de 20 años.



Para conocer su porcentaje de riesgo, solo debes acceder a este enlace y llenar un formulario sobre tus características y hábitos.

Comentarios
+ posts
También te puede interesar:  Sputnik V: la nueva vacuna rusa contra la COVID-19