Javier Laynez Potisek, ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), negó la veracidad de la versión que señala que el pasado sábado 9 de octubre haya conducido alcoholizado y así se le detuviera en Torreón, Coahuila.

Luego de la difusión de los aumentos que señalan lo ocurrido, el ministro calificó como fuera de protocolo su detención. Lo anterior lo hizo saber en un comunicado emitido por la SCJN.

También te puede interesar:  Diputados aprueban extender mandato en SCJN

En el texto, Laynez afirmó que durante su arresto no fue confirmado que estaba bajo los efectos del alcohol ni se le permitió que un médico lo valorara.

«A pesar de mi respetuosa y reiterada petición, a lo largo de todo este evento, nunca pude ver ni hablar con un médico, con autoridad, un juez, con un ministerio público ni mucho menos con un representante de derechos humanos», se lee en el texto.

También te puede interesar:  SCJN declara inconstitucional limitar derecho de réplica a cinco días

Agregó: «Nunca acepté ni aceptaré que iba en estado de ebriedad. Simplemente nunca tuve oportunidad de probarlo».

Comentarios
+ posts