Este lunes, un tiroteo durante un desfile por el Día de la Independencia de Estados Unidos en Highland Park, Chicago, dejó al menos seis muertos y 24 heridos.

Roberto Velasco, Jefe de la Unidad para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores, confirmó que una persona de nacionalidad mexicana falleció en este tiroteo. «Nuestras sinceras condolencias a todas las personas que perdieron la vida en este atentado. Asimismo, hay dos heridos de origen mexicano», expresó en su mensaje, difundido por medio de Twittter.

Los primeros reportes apuntan a que el sospechoso es un hombre blanco de entre 18 y 20 años. Christopher Covelli, portavoz de la Fuerza Especial contra Crímenes Graves del Condado Lake, reveló que, aparentemente, se abrió fuego contra los asistentes desde un techo con un fusil.

También te puede interesar:  EU endurece las sanciones contra Venezuela por la farsa de su elección

Los tiros iniciaron el pánico en las calles del pueblo, cuando cientos de personas se habían concentrado para las celebraciones del 4 de julio; sin embargo, esta fueron suspendidas en Highland Park y en algunas localidades cercanas.

También te puede interesar:  Guatemala frena avance de caravana de migrantes

El desfile comenzó alrededor de las 10:00 horas y se detuvo 10 minutos después, con la parición de los disparos.

Al respecto, el presidente estadounidense, Joe Biden, y su esposa, Jill, dijeron encontrarse en shock por la nueva evidencia de violencia de armas. «Como siempre, estamos agradecidos por los socorristas y las fuerzas del orden. He hablado con el gobernador Pritzker y el alcalde Rotering y he ofrecido todo el apoyo del gobierno federal a sus comunidades. También pedí a la policía federal que ayudara en la búsqueda urgente del tirador, que sigue prófugo en este momento», el político.

Comentarios
+ posts