El gobierno guatemalteco anunció el martes que solicitará a Rusia la devolución del dinero desembolsado por la compra de ocho millones de dosis de la vacuna Sputnik V contra el COVID-19 adquiridas hace casi tres meses y de las que solo ha recibido 150,000 unidades.

El 5 de abril Guatemala hizo el pago a una subsidiaria del Fondo de Inversión Directo de Rusia (RDIF, por sus siglas en inglés) de 79.6 millones de dólares por el lote de vacunas. No quedó inmediatamente clara la cantidad de dinero que estaba solicitando el gobierno del presidente Alejandro Giammattei.

«Estamos pidiendo, de acuerdo a su ofrecimiento, la devolución del dinero y si en algún momento ellos tienen capacidad de venta, poder trabajar contra entrega», dijo la ministra de Salud del país centroamericano, Amelia Flores, en una comparecencia ante el Congreso.

También te puede interesar:  Greta Thunberg visita a Malala Yousafzai en Oxfod

La funcionaria agrego que el Gobierno ha dado al fondo ruso 20 días para entregar la vacuna.

La embajada rusa en Ciudad de Guatemala no estuvo disponible de inmediato para comentar sobre la solicitud del gobierno guatemalteco.

En la misma comparecencia, el canciller Pedro Brolo detalló que en un viaje a Rusia la semana pasada expuso la inquietud a las autoridades. «Se trasladó la preocupación de parte del gobierno de Guatemala de no contar con la disponibilidad y el cronograma de entregas que se tiene acordado».

También te puede interesar:  Avianca se declara en bancarrota

Guatemala, que tiene 18 millones de habitantes, se encuentra entre las naciones con porcentajes más bajos de vacunación contra el COVID-19 en el continente: hasta el momento han sido inmunizados un 4.2% de los ciudadanos con al menos una dosis. 

Información de Reuters

Comentarios
+ posts