La Procuraduría General de Justicia en Nuevo León comunicó que identificó los restos humanos de 56 personas reportadas como desaparecidas y localizados desde febrero de 2016, en una fosa clandestina del municipio de García, Nuevo León.

El hallazgo fue en las faldas del Cerro del Fraile, a 70 kilómetros al noroeste de la capital regiomontana; en algunos de los casos, las víctimas tenían reporte de desaparición desde 2010.

También te puede interesar:  Habrá desfile por Día de Muertos en la CDMX

La dependencia informó que 24 personas fueron identificadas y confirmadas por su ADN; todas fueron reportadas como desaparecidas en 2010 y la entrega a sus familiares está en proceso, agregó. Adicionalmente, se tienen perfiles de 32 personas más que no han sido identificadas.

También te puede interesar:  EEUU emite alerta terrorista en Europa

«La Procuraduría dirige la investigación brindando la debida atención y con absoluto respeto a la protección de las víctimas y sus familias, realizando las acciones necesarias para que los responsables de los delitos que resulten sean sancionados», concluyó el comunicado.

Con información de Radio Fórmula

Comentarios