Lesiones vasculares

284

Cuando hablamos del tema la mayoría de las personas se orientan hacia el angiólogo, las várices y más raramente a problemas de arterias o de circulación como una opinión general. Sin embargo las enfermedades vasculares y entre ellas las cardiovasculares tienen un protagonismo alarmante en la capacidad de enfermar y terminar con la vida de las personas, siendo la causa número uno de mortalidad en el mundo.

Revisando la co-relación de pacientes hospitalizados en USA por problemas vasculares podemos observar que ingresan 3.2 millones con este diagnóstico, de los cuales 1,100.000 fueron diagnosticados como enfermedades coronarias, 1,000,000 como accidentes cerebro-vasculares (hemorragias o infartos cerebrales), 783 000 fueron infartos en el corazón  y 308 000 fueron otros diagnósticos de origen vascular relacionados con deficiente flujo de sangre en el área afectada (intestino, extremidades ).

Cada año se diagnostican 700 mil nuevos accidentes vasculares cerebrales, uno cada minuto, de estos, 275 mil fallecen cada año. Existen actualmente en el mundo 4,700,000 sobrevivientes con secuelas de infartos y embolias (80%) o hemorragias cerebrales (20%).  El 10% de los accidentes vasculares cerebrales hemorrágicos son fatales y el 40% de las embolias e infartos son mortales.

Se gastan anualmente 40 billones de dólares (800 mil millones de pesos aproximadamente), si tomamos en cuenta el presupuesto de salud en México para 2016 que fue de 500 mil millones de pesos, agregaríamos un 60% más, solo para atender este problema de enfermedades cardiovasculares, con la especificación que se gasta el 5% en médicos y el 1% en medicamentos.

También te puede interesar:  ¿Que es la Fiebre Amarilla?

Los factores de riesgo para padecer de enfermedades cardiovasculares son:

Factores de riesgo para enfermedades cardio-vasculares
Tabaquismo Diabetes (glucosa mayor de 126 mg/dl)
Hipertensión arterial (más de 120/60) Historia familiar de la enfermedad
Niveles colesterol  altos (>200) y LDL >130) Enfermedad coronaria
Wytic RJ MD. Stroke.ACP.

 

La mayoría de los pacientes abandonaron su hogar y llegaron al primer hospital dentro de la ventana terapéutica en las primeras 4.5 horas. El factor de riesgo más importante para el retraso fue la incapacidad en el sitio al que se arribó para tratar el problema por falta de equipos para imágenes como resonancias magnéticas o tomografías, el desconocimiento de los médicos para abordar al paciente en el protocolo correspondiente a esta enfermedad (se debe tratar al paciente lo más rápido posible para destaparle la arteria obstruida, lo ideal son las primeras 3 horas), al volver a recanalizar al paciente a otro centro hospitalario mejor capacitado se pierde tiempo,  la posibilidad de recuperar función de los tejidos que se quedaron sin irrigación se debe hacer cuanto antes, ya que estos se van dañando progresivamente sin nutrientes y sin oxígeno. Acudir a una unidad médica bien equipada es prioritario.

El porqué se tapa una arteria se relaciona con el depósito de grasa que se forma en la superficie de la misma a través del tiempo, favorecido esto por los factores de riesgo que modifican la adhesividad de la superficie interna, donde al romperse la placa de grasa en determinado momento se forma un coágulo que  se desprende y tapa más adelante donde se estanque, o en el sitio al ocluir por completo la luz del vaso afectado.

También te puede interesar:  El Ritmo Celular Circadiano y la Cronofarmacología

Los síntomas son debilidad o entumecimiento en alguna parte del cuerpo, dificultad para hablar, dificultad súbita para ver, mareo, dificultad para la marcha y dolor de cabeza súbito severo.

Es muy importante que los pacientes y sus familiares, así como los médicos, conozcan la relevancia de llevar a un paciente a tiempo al hospital. El que sea tratado correctamente con los medicamentos y recursos correspondientes, es imperativo,  saber que en los hospitales a donde se lleve al paciente se cuenta con la experiencia, los equipos,  los medicamentos correspondientes, personal capacitado que en todo momento pueda afrontar el caso y las complicaciones, es vital.

La trombolisis o proceso para destapar las arterias ocluidas, se trate de cerebrales o coronarias, se debe efectuar lo más cerca del momento del evento (infarto o embolia). Si se trata de hemorragia el procedimiento es diferente, sin embargo, es igual de importante acudir cuanto antes para que se descomprima el cerebro y se evite la hipertensión en una cavidad cerrada (cráneo) que puede dañar por compresión muchas de las estructuras del cerebro y producir lesiones irreversibles que trascenderán con discapacidades a futuro.

Dr. Alejandro Cárdenas Cejudo
Médico Internista
Hospital Angeles del Pedregal
www.dralejandrocardenas.com

Comentarios