Roberto Guzmán Jacobo, exdiputado federal de Morena y trabajador administrativo del Hospital General de El Quemado, de la Secretaría de Salud en Guerrero, presumió haberse vacunado contra la COVID-19, pese a que no está en la primera línea de combate.

Así, quien fuera diputado federal, por representación proporcional, sostuvo, pese a los hechos, que «por primera vez en la historia se hace justicia y se hace lo correcto. Primero los primeros, el personal de Salud».

El caso, se suma a otros de los registrados en Guerrero quienes han sido señalados por vacunaciones irregulares, pues debido a sus labores no les correspondería ser vacunados, de acuerdo con el plan trazado por el gobierno federal. Medios locales dieron a conocer que en la misma entidad un burócrata del ISSSTE en Acapulco y otros cinco funcionarios de Salud local, obtuvieron la vacuna.

De esta forma, de acuerdo con los reportes, el coordinador de Recursos Humanos, José Luis Rendón, la subdirectora administrativa, Liliana Hernández Pinzón y su chofer; el subdirector Médico, Oscar Escalera Del Valle; el jefe de mantenimiento, Alejandro Gómez Islas; y el de servicios generales del hospital general del ISSSTE en Acapulco, se vacunaron, por lo que el órgano interno de control dio a conocer que los seis funcionarios fueron cesados.

Con información de La Razón y Milenio

Comentarios
+ posts
También te puede interesar:  México verá el "inicio del fin" de pandemia con vacunas: Martha Delgado