Tres pilotos de Aeroméxico que se encontraban en la cabina del avión accidentado en Durango hace un mes, fueron despedidos por no cumplir los protocolos y violar deliberadamente los procedimientos de la compañía.

Así lo informó Andrés Conessa, Director General de Grupo Aeroméxico, pues aunque la Comisión Investigadora señaló que el principal factor del siniestro fue climatológico, se detectó una sesión de entrenamiento no autorizada, donde el piloto en entrenamiento ocupó la posición del copiloto.

También te puede interesar:  Se incendia neumático en avión de Aeroméxico durante aterrizaje: Evacuan pasajeros

«Este tipo de comportamiento es inaceptable y no vamos a tolerar, por ningún motivo que la conducta de estas personas ponga en riesgo la confianza que nos brindan más de 20 millones de clientes alrededor del mundo y el sostén de nuestras 16,000 familias”, reza el comunicado.

La empresa explicó que si bien eso no fue causa del accidente, no permitirá conductas que pongan en riesgo los procedimientos de seguridad y que se pierda la confianza de los usuarios en la compañía.

Con información de Expansión

Comentarios