Las autoridades polacas han indicado que este año se han registrado más de 32,000 intentos de entrada ilegal desde suelo bielorruso, mientras más de 2,000 inmigrantes se encuentran acampando desde hace semanas en la frontera. Al respecto, la Unión Europea, Polonia, Letonia y Lituania acusan a Bielorrusia de orquestar una oleada migratoria en sus fronteras para «desestabilizar».

Los reportes internacionales informan que el suministro de ayuda humanitaria a las personas migrantes que cruzan a Polonia desde Bielorrusia va en aumento en pueblos como Michalowo, donde voluntarios y ONG ofrecen asistencia en cooperación, mientras las fuerzas de seguridad polacas utilizan gases lacrimógenos y despliegan cañones de agua para dispersar a las personas, en su intento por cruzar la frontera.

También te puede interesar:  Tropieza papa Francisco

Por su parte, autoridades letonas mostraron este miércoles la valla provisional que han comenzado a levantar en la frontera con Bielorrusia para intentar contener la llegada de migrantes con alambradas y concertinas, a lo largo de la frontera de esta república báltica con Bielorrusia.

En este marco, las dos agencias de la ONU de ayuda a migrantes no han tenido acceso a las miles de personas que se encuentran bloqueadas. El portavoz de la Secretaría General de la ONU, Farhan Khan, dijo hoy en rueda de prensa que tanto la agencia para los refugiados (ACNUR) como la Organización Internacional de Migraciones (OIM) se encuentran preparadas para ayudar a los miles de emigrantes que desean entrar en Polonia y acceder así a la Unión Europea.

Con información de EFE

Comentarios
+ posts
También te puede interesar:  Muere el capitán Moore, recaudó fondos para servicio de salud