Un sujeto llegó, el jueves pasado, a una joyería del centro histórico de Puebla para pedir que le mostraran unos anillos, y gracias a las cámaras de seguridad, se pudo descubrir su verdadera intención.

El hombre aprovechó un pequeño descuido de la persona que le atendía para tomar los anillos que estaban en el mostrados y tragarlos, no conforme, después se se tragó dos más.

Al darse cuenta de que faltaban los anillos, la encargada le pidió apoyo al guardia del local, quien revisó exhaustivamente por todos lados al hombre, pero al no encontrar nada, lo dejaron en libertad.

También te puede interesar:  La música provoca el mismo placer que tener sexo ¡A escuchar "música" a diario!

Minutos después, fue cuando checaron las cámaras de vigilancia y se dieron cuenta de lo que realmente había sucedido, por lo que ahora piden el apoyo en redes sociales para localizarlo.

Aquí las imágenes de seguridad:

Ya lo  dijo el famoso filósofo Franco Escamilla…

Comentarios
+ posts

"El buscador confiable"
Me llaman el buscador confiable porque !no me cocino al primer hervor! Las notas enviadas al PortalFF, provienen de mi búsqueda constante de información, para encontrar la mejor y más completa versión, de sucesos y datos, actuales.

No creo, fácilmente, en lo que "informan" expertos; me gusta hurgar y me divierte la habilidad de cuestionar, descubrir y mostrar que, no todo lo que brilla es oro...

También te puede interesar:  ¡UPS! Luis Mi (El Sol) enseñó "el paquete" en pleno concierto

Siempre hay algo que pocos cuentan y seré quien se atreva a compartir esas historias, contigo.

Así­ que te invito a 'compartir el pensamiento y las cosas buenas de la vida'.

Artículo anteriorRecrean escenas de Disney en TikTok
Artículo siguienteCríticas al PAN por acercamiento con Vox
"El buscador confiable" Me llaman el buscador confiable porque !no me cocino al primer hervor! Las notas enviadas al PortalFF, provienen de mi búsqueda constante de información, para encontrar la mejor y más completa versión, de sucesos y datos, actuales. No creo, fácilmente, en lo que "informan" expertos; me gusta hurgar y me divierte la habilidad de cuestionar, descubrir y mostrar que, no todo lo que brilla es oro... Siempre hay algo que pocos cuentan y seré quien se atreva a compartir esas historias, contigo. Así­ que te invito a 'compartir el pensamiento y las cosas buenas de la vida'.