Un usuario de Facebook, posteó unas imágenes en las que se ven a una abuelita, desconsolada porque luego de un día de trabajo, todavía no había podido vender sus servilletas.

«Doña «Adela» estaba triste porque no había vendido sus servilletas artesanales, y le dije que le iba a promover sus productos en las redes y se alegró, los invito a hacerle consumo ella trabaja en el centro de la ciudad de Uruapan y dentro del H.T. es originaria de Turicuaro»… dijo Leo Brown en su Facebook.

¡Comparte esta nota! para que muchos apoyen a Doña Adela, comprando sus servilletas, que hace de manera artesanal y con todo su corazón; las vende en Uruapan y San Juan Nuevo Parangaricutiro, en Michoacán.

Comentarios