Naomi Osaka dio el sábado una clase de tenis al superar a Jennifer Brady por 6-4 y 6-3 para conquistar el Abierto de Australia por segunda vez en su carrera.

La victoria de Osaka sobre la estadounidense en el Rod Laver Arena marcó la conquista del cuarto título del Grand Slam para la japonesa, la nueva reina del tenis femenino.

También te puede interesar:  Google lanzará tenis que avisarán cuando engordes

Osaka, tercera preclasificada, no mostró un juego brillante al inicio del partido, pero con el marcador 4-4 la cosa cambió, ya que se llevó seis juegos seguidos para cerrar el set inicial y ponerse 4-0 en el segundo.

Brady opuso resistencia y llegó a ponerse 3-5, pero en el noveno game y con su saque Osaka cerró el choque sin problemas tras un tiro largo de su rival.

Información de Reuters

Comentarios
+ posts
También te puede interesar:  Serena Williams se despide entre lágrimas