Los síntomas que presentan las personas infectadas por el COVID-19 varían mucho de una persona a otra, algunos presentan vómito, diarrea, cansancio, fiebre, tos, dolor de cabeza e inclusive problemas pulmonares graves; todo lo anterior causado por el virus en el sistema inmune del afectado.

Sin embargo, hay un síntoma en el que ahora muchos médico están poniendo más atención: la anosmia.

¿Qué es la Anosmia?

Este padecimiento se manifiesta como la pérdida del sentido del olfato.

«Al principio de la pandemia, vi a cuatro pacientes seguidos que eran todos jóvenes y saludables, que realmente, en ausencia de otros síntomas, habían perdido el sentido del olfato», dijo a un medio británico, Claire Hopkins, quien es profesora de rinología en el King’s College de Londres y consultora de cirugía de otorrinolaringología.

También te puede interesar:  "Chato" tiene un mes esperando afuera del hospital a su amo fallecido

También dijo que: «Al mismo tiempo, había estado participando en foros de médicos en línea, y colegas de Italia habían notado que, entre los médicos en primera línea, había un gran número de personas que habían perdido el sentido del olfato, y especularon que esto podría ser un signo de infección asintomática”. Y añadió: “Pensé que si pudiéramos incluir la pérdida del sentido del olfato como uno de los factores desencadenantes del autoaislamiento realmente podríamos reducir el riesgo de transmisión hacia adelante”

Para corroborar su teoría, Hopkins contactó al equipo del King’s College de Londres, y crearon una App a la que llamaron «COVID-19 Symptom Tracker» y pidieron a los pacientes que documentaran su experiencia con el coronavirus, detallando los síntomas o cambios que iban sintiendo.

También te puede interesar:  Cantante mexicano muere en pleno escenario

¿Cuál fue el resultado?

Pues que la pérdida del sentido del olfato fue el síntoma más reportado por los usuarios, fue en este momento en el que Hopkins comentó a la comunidad médica que:

«En realidad, este sería el síntoma más fuerte para predecir la infección», incluso en comparación con la fiebre.

Ahora solo esperamos que las autoridades médicas avalen lo anterior, y nos den un panorama un poco más amplio si sentimos que podríamos estar o no infectados.

Comentarios