Luego de que el viernes 18 de junio se dio a conocer que la FIFA sancionó a la Federación Mexicana de Fútbol (FMF) con un veto de dos partidos sin público y una sanción económica de 60,000 francos suizos, por el grito homofóbico contra porteros de las selecciones rivales, Cancha señaló la que la Federación, presidida por Yon de Luisa, solicitó saber si la selección femenil podía ser la que cubriera con el castigo.

Así, la primera información al respecto señalaba que los partidos en los que México jugaría como local sin público serían por la eliminatoria de la Concacaf para el Mundial de Qatar ante Jamaica (2 de septiembre) y Canadá (7 de octubre). «Quiero hacer un llamado a la reflexión a todo el simpatizante mexicano para que entienda de una vez por todas el alcance que tiene este tipo de actitudes. Tenemos una gran preocupación por sanciones que pueden venir, y porque no queremos alejarnos de la gente», dijo entonces el director técnico Gerardo Martino.

«Pensar que el último partido que se jugó en México con gente va a ser prácticamente hace dos años y ahora por sanciones y otro actos discriminatorios volver a jugar sin gente, creo que es algo que la afición no se merece (…) la Selección tampoco merece jugar con este castigo», dijo De Luisa al medio deportivo, en medio de la conversación en torno a cuál selección jugará sin público.

También te puede interesar:  Suiza derrota a Serbia en emocionante partido

Sin embargo, esta mañana, en medio de la polémica que desataron sus declaraciones y la información revelada, el propio presidente de FMF concedió una entrevista para Así las cosas, en la que aseguró que dicha «información no es correcta, estamos esperando a que la FIFA nos indique el detalle de la sanción».

Agregó que como «hay partidos de la selección femenil y varonil en los próximos meses, aún no sabemos cuándo se aplicarían estos dos partidos».

La homofobia es un comportamiento que se define como: el odio, rechazo, aversión, prejuicio y discriminación contra las personas que tienen orientaciones sexuales diversas a la heterosexualidad. Una práctica recomendada para no caer en conductas correspondientes a ello es, como los señala Alberto Lujambio, nunca usar lenguaje discriminatorio, particularmente si estas en medio de una multitud, pues ello puede resultar una eventos doloroso para las minorías señaladas y asimilar un linchamiento. 

Con información de Cancha, Reuters y Animal Político

Comentarios
+ posts
También te puede interesar:  ¿Un gol a cambio de conocer a Vicente Fernández?