Acerca de 

La oportunidad que Fernanda Familiar recibió, hace muchos años, para trabajar en una empresa de comunicación sirviendo café y contestando teléfonos como recepcionista, se ha transformado en el desarrollo de una profesional de la comunicación única en su entorno.
Contar con dos Best Sellers: "Mamás de Teta grande" y "El tamaño sí­ importa"; y recién lanzado su cuarto libro titulado "!No la vi venir!".
Conducir diariamente un programa de radio de dos horas, a nivel nacional, en Grupo Imagen Multimedia,
Editar, con Grupo Medios, una revista que vende 60 mil ejemplares mensuales, avalada, con su nombre, en calidad y contenido,
Dar conferencias anuales, a miles de personas, a nivel nacional e internacional,
Desarrollar esta página, la cual ha sido visitada por más de 3 millones de personas,
Ser considerada como integrante del Foro Internacional de la Mujer Capí­tulo México'¦ entre otros logros, es hablar de la carrera profesional de Fernanda Familiar quien en 29 años, gracias a su esfuerzo, dedicación, responsabilidad y entrega, ha logrado ser un referente de liderazgo en México, sustentado por la credibilidad y el compromiso, que Fernanda mantiene de manera incansable.

A ti que me acompañas esta mañana en ¡Qué tal, Fernanda! te pregunto:

¿Has escuchado la expresión “una película para morirse de miedo”? Me imagino que más de una vez. ¿Pero qué piensas si te digo que puede pasar en realidad y no sólo como una metáfora?

Así es. En septiembre del año pasado un hombre de 65 años acude a un cine de Tiruvannamalai, en la India, para ver una película de terror en compañía de un amigo.

También te puede interesar:  Mexicanos en Hollywood desde el siglo pasado

Durante la proyección al hombre le empieza a doler el pecho y sufre un ataque. Los servicios de emergencia llegan rápidamente, lo trasladan en ambulancia a un hospital, pero en el camino fallece.

Los médicos certifican la muerte como un paro cardiaco, informándole al amigo de la víctima que será necesaria una autopsia. Hasta aquí todo puede parecer una terrible coincidencia con la película que veían.

Sin embargo, lo que hace que los medios informativos califiquen todo lo sucedido como terrorífico es que tanto el hombre de 65 años como su amigo desaparecieron de las instalaciones forenses y nunca lograron descubrir qué pasó con ellos.

Y aquí es donde hago la pregunta de este periodismo de vida: ¿Por qué tenemos miedo, qué provoca en nosotros esa sensación de temor?

Todo depende de un “proceso de votación democrática” entre nuestras neuronas. Así como lo escuchas. Las neuronas son capaces de distinguir de manera individual lo que supone una amenaza y lo que no. Por eso, cuando la mayoría se alarman es cuando sentimos miedo.

Así lo publica un informe de Natura Neuroscience, después de realizar un estudio con ratas. Al parecer, en la parte del cerebro que procesa el miedo -llamada amígdala- hay una minoría de neuronas muy temerosas, a las que cualquier señal del entorno las hace transmitir una señal de pánico.

Pero la mayoría de estas neuronas sólo se alteran y mandan señales de miedo cuando hay una causa justificada.

Los investigadores del Centro Nacional de Ciencias Biológicas de Bangalore, en la India, enseñaron a un grupo de ratas a temer a un sonido concreto, tras el que siempre llegaba una descarga eléctrica. Cuando escuchaban otro tono distinto, no tenían reacción ni positiva ni negativa.

También te puede interesar:  Duelo por mascotas

Una vez que los roedores aprendieron a distinguir entre los dos sonidos, teniendo claro lo que era digno de miedo y lo que no, los investigadores midieron la actividad eléctrica en sus neuronas, que es la base de la transmisión de los impulsos nerviosos.

¿Qué descubrieron? Que la mayoría de las neuronas respondían con más intensidad al sonido de peligro, comprobando así que cada neurona de la amígdala es capaz de distinguir entre los dos sonidos y por lo mismo el comportamiento del roedor era distinto.

También se pudo observar que hay un pequeño número de neuronas, calificadas como “miedosas”, que no tienen la capacidad para distinguir el sonido amenazante y que se alteran con ambos sonidos. Pero se impone la “opinión” de la mayor parte de las neuronas para sentir miedo.

Más adelante experimentaron aumentando la intensidad de las descargas eléctricas hasta que las ratas reaccionaban casi con el mismo temor ante los dos sonidos. Esto sería un equivalente al sentido de precaución en los humanos.

Lo sorprendente es que la actividad eléctrica en la amígdala cambiaba con esta sensación de miedo precautorio. Ahora 5 de cada 6 neuronas respondían de forma alarmante. Frente a la pérdida de distinción entre lo que es verdaderamente peligroso, la mayoría de las neuronas presentaban un comportamiento de “más vale prevenir”.

Este sentimiento de conservación es lo que podemos relacionar cuando por ejemplo caminamos por una calle solitaria en la noche. Aunque no exista un peligro evidente, nuestro cerebro reacciona con temor por la serie de estímulos que ya tenemos con relación a la oscuridad y las calles solitarias.

También te puede interesar:  ¿Eres workaholic?

¿Cómo podemos entender esto? Pues considerando que aunque hay miedos innatos, la mayoría de las situaciones que nos provocan temor en la vida son aprendidas. Es como colocar una etiqueta de “peligro” a aquellas situaciones que nos han originado daños físicos.

Se trata de un mecanismo de supervivencia en el que también etiquetamos a las amenazas psicológicas con las que no sabemos lidiar correctamente.

Este tipo de investigaciones son de vital importancia para atender los trastornos de estrés postraumático, en los que un suceso negativo deja secuelas que hacen revivir una situación una y otra vez ante cualquier detalle que recuerde lo que ocasionó el temor. Algo muy común en soldados de guerra, víctimas de abuso sexual, terrorismo y desastres naturales.

En este periodismo de vida te presenté al inicio el caso de una persona que murió de miedo y las extrañas circunstancias de su desaparición. Posiblemente lo que despierta temor en los demás es que nunca aparecieron ni el muerto ni el amigo.

No hay duda de que todos tenemos diferentes cosas o circunstancias que nos provocan miedo. Por eso es que hoy te pregunto: ¿Qué es lo que más temor te da? ¿Qué ha sido lo que más miedo te ha dado en tu vida?

Escríbeme a las redes sociales de QTF y comparte tus experiencias.

Comentarios
Artículo anteriorSe registra sismo magnitud 5 en Chiapas
Artículo siguienteNo le tengas miedo a la palabra grasa
La oportunidad que Fernanda Familiar recibió, hace muchos años, para trabajar en una empresa de comunicación sirviendo café y contestando teléfonos como recepcionista, se ha transformado en el desarrollo de una profesional de la comunicación única en su entorno. Contar con dos Best Sellers: "Mamás de Teta grande" y "El tamaño sí­ importa"; y recién lanzado su cuarto libro titulado "!No la vi venir!". Conducir diariamente un programa de radio de dos horas, a nivel nacional, en Grupo Imagen Multimedia, Editar, con Grupo Medios, una revista que vende 60 mil ejemplares mensuales, avalada, con su nombre, en calidad y contenido, Dar conferencias anuales, a miles de personas, a nivel nacional e internacional, Desarrollar esta página, la cual ha sido visitada por más de 3 millones de personas, Ser considerada como integrante del Foro Internacional de la Mujer Capí­tulo México'¦ entre otros logros, es hablar de la carrera profesional de Fernanda Familiar quien en 29 años, gracias a su esfuerzo, dedicación, responsabilidad y entrega, ha logrado ser un referente de liderazgo en México, sustentado por la credibilidad y el compromiso, que Fernanda mantiene de manera incansable.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here